Diario de a bordo

Los sueños del programa Mar de Fueguitos viajan hasta Chiapas y la rebelión zapatista

Cumplir sueños. ¡Se puede pedir más! En Mar de Fueguitos creemos que no y por eso estos días andamos de enhorabuena, de celebración. Cumplimos sueños, sí. Y por partida doble. Por un lado, volvemos a las ondas, a las olas, el próximo 11 de noviembre aunque para ello hayamos tenido que encender una nueva radio, 97 Irratia (www.97irratia.info). Apenas es un susurro, una recién nacida, pero en la 97 hablamos ya de la radio que sueña (y hasta suena, cuando los aparatos y tecnologías varias no se amotinan). No se podía, era inviable, imposible… pero con un poco de suerte en breve la 97 estrenará local, estudio, programas…

Cumplir sueños. ¡Se puede pedir más! En Mar de Fueguitos caminos no nos faltan. Tampoco ganas de caminarlos, caminarnos. Y no es poco después de tanto tiempo. Vuelan los años y echar la vista atrás, al principio de los tiempos, se convierte en un esfuerzo titánico. Aún así, no olvidamos que la lucha es como un circulo, que se puede empezar em cualquier punto pero nunca termina. Y ese punto, nuestro punto, nos lleva hasta el sureste mexicano, hasta la rebelión zapatista de Chiapas. Su lucha y palabra cambio la circunferencia de nuestro pequeño mundo.

Cumplir sueños. ¡Se puede pedir más! En Mar de Fueguitos, al paso de los pueblos y comunidades indígenas zapatistas, tenemos también nuestro propio tiempo. Algo difícil de explicar por estos calendarios cuadriculados y cerrados. Tenemos nuestro propio tiempo y el de ahora dice que ha llegado la hora de regresar, de volver al origen de todo, a sus gentes y fueguitos, para poder mirar y caminar aún más lejos. Así las cosas, en unos días viajamos a Chiapas, a las comunidades zapatistas, para conocer cómo está su corazón, su pensamiento, su vida. Para decirles, en definitiva, que no están solas, que su sueño sigue vivo en este Mar de Fueguitos.

Cumplir sueños. ¡Se puede pedir más! En Mar de Fueguitos creemos que no y por eso volvemos, muchos años después, a Chiapas. Al regreso, de vuelta en casa, en apenas 15 días, volveremos a las ondas con otro sueño cumplido y uno más por conseguir: ser capaces de contar, transmitir, enseñar a través de este Mar de Fueguitos parte de lo aprendido y escuchado por el sureste mexicano. Serán dos programas especiales, el del 11 y el 18, en torno a una fecha muy especial, el 17 de noviembre, aniversario de la fundación del Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN).

Decía El Viejo Antonio, al hilo de sus otras geografías, que “finado quiere decir muerto. Aunque acá nuestros muertos viven. Viven, sí, pero no porque lo deseemos, que de por sí… no porque guardemos su memoria, que de por sí. Viven porque nos han dejado un debe, un pendiente, un algo que debemos hacer.

Por eso cada tanto hay que ir donde viven nuestros muertos para seguir agarrando el compromiso de cumplir ese debe. Y sólo ahí es donde se sabe el lugar y la hora, el cuándo y el dónde, o, como dicen ustedes los ciudadanos, el calendario y la geografía.

No es en las fechas ni en los lugares de arriba.

Es acá abajo donde está nuestra geografía.

Es donde viven nuestros muertos”.

Cumplir sueños. ¡Se puede pedir más!

Aquí estamos. Seguimos.

Gorka Andraka.

Comentarios

Aún no hay comentarios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Los programas de radio

Bodega

Licencia de Creative Commons
Mar de Fueguitos by Gorka Andraka is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-CompartirIgual 4.0 Internacional License.