ENTREVISTAS

“Muchos de los mitos y prejuicios que tenemos de África caerían si conociéramos mejor su literatura”

“Ngugi wa Thiong’o es el Premio Nobel de Literatura que necesita el mundo ahora mismo. Darle el Nobel a Bob Dylan hubiera sido muy valiente hace cuarenta años pero ahora no me lo parece tanto. Lo valiente hubiera sido dárselo a Thiong’o”, señala Rita da Costa, traductora de “Sueños en tiempos de guerra”, las memorias de infancia de este escritor keniano. “El libro narra una realidad muy distinta a la nuestra pero en el fondo es algo que todos podemos compartir, es el sueño de un niño por estudiar, un niño que comprende muy pronto que las palabras no sirven solo para describir la realidad sino también para cambiarla, y la fuerza de ese sueño, que le empuja para llegar hasta donde ha llegado habiendo nacido en una comunidad analfabeta, polígama, dedicada a la agricultura y al pastoreo, con 24 hermanos… una vida que en realidad nada hacía suponer que iba a terminar donde ha terminado, dando clases de Literatura Comparada en un universidad californiana”, cuenta Rita da Costa.

“Sueños en tiempos de guerra” ha sido publicada por la editorial Rayo Verde y es la primera parte de una trilogía en la que Ngugi wa Thiong’o resume su apasionante vida. Periodista, dramaturgo, editor, profesor universitario, conferenciante, activista político y social, cazador profesional de topos y hasta pájaro de buen agüero, Thiong’o nació en 1938 en el poblado de Limuru, en Kenya, y ha pasado más de un cuarto de su vida en Uganda, Reino Unido y Estados Unidos. La traductora Rita da Costa destaca de esta novela “la profunda humanidad de sus personajes, que nunca son planos, son gente que vive grandes contradicciones y que las vive como buenamente puede, ni los héroes son dioses o semidioses ni los cobardes lo son del todo” y también “su lenguaje muy cercano, muy oral. Thiong’o se está reuniendo junto al fuego con sus lectores y les está explicando de dónde viene, cómo se ha llegado a forjar un escritor como él”.

Rita da Costa (Lisboa, 1972) es licenciada en Traducción e Interpretación por la Universidad Autónoma de Barcelona. Se dedica profesionalmente a la traducción literaria desde 1998 y traduce del portugués, inglés y catalán al castellano. Entre otros autores, ha traducido a Toni Morrison, Khaled Hosseini, Chico Buarque o Richard Flanagan. Entre sus trabajos pendientes, traducir a Mia Couto, uno de sus escritores africanos predilectos. “Como dice Mia Couto, en África no existe realismo mágico, existe realismo real porque allí la convivencia entre lo terrenal y la ultratumba o los seres que no vemos, la parte más espiritual, está a la orden del día, no es extraña, no es algo que parezca sacado de un libro, es real como la vida misma”, explica Rita da Costa. “Yo creo que es imposible ir a África y no notar esa presencia espiritual. De hecho, el padre del realismo mágico en teoría es Gabriel García Márquez pero no caemos en que el realismo mágico es más africano que americano, de hecho Macondo viene de la Colombia más caribeña, más mulata y su propio nombre es bantú, una palabra bantú. En mi opinión, está todo muy relacionado, esa dimensión muy espiritual de los personajes, la forma de describir el día a día, viene directa de África”, añade da Costa.

Para la traductora de Thiong’o, “ahora mismo la literatura africana es de las más dinámicas e importantes, refleja un mundo en constante cambio. Lo que habría que preguntarse es por qué no conocemos más literatuta africana. Quizás muchos de los mitos y prejuicios que tenemos respecto a todo el contienente africano caerían, se convertirían en lo prejuicios que son si conocieramos más a sus autores”. En esta línea, Rita da Costa destaca que “en los últimos años se está dando a conocer más la literatura africana, hay un pequeño boom, supongo que porque el fenómeno de la globalización también hace que los autores africanos no escriban ya solo sobre África y escriban sobre el mundo, como todos los demás escritores. Y, al fin y al cabo, porque la realidad global no va acercando a todos, porque ya no estamos tan lejos. Aun así, ¿por qué no conocemos más literatura africana? Yo creo que por lo de siempre, porque vivimos en una cultura muy eurocéntrica, porque la supremacía literaria, política y económica la siguen teniendo el hombre blanco y todo lo que hace. Pero poquito a poco creo que se van abriendo pequeñas ventanas y este libro de Thiong’o es una gran ventana a todo un continente, no solo a Kenya y a su historia”.

suenos

ngugi

rita-da-costa

Comentarios

Aún no hay comentarios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Los programas de radio

Bodega

Licencia de Creative Commons
Mar de Fueguitos by Gorka Andraka is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-CompartirIgual 4.0 Internacional License.